viernes, 15 de noviembre de 2013

Categoría:

Faro

Share
Uno de los faros más conocidos y posiblemente el primero de la antigüedad fue el de Alejandría construido en tiempos de Ptolomeo II en el años 280 a.C en la isla de Pharos en Egipto, tenía más de 100 metros de altura con una gran hoguera arriba, aguantó en pie durante más de mil años, pero varios terremotos que se produjeron en la Edad Media acabaron con él, utilizándose finalmente sus restos para construir la ciudadela de Qaitbay en 1480, se puede hacer una idea de su composición gracias a faros romanos que aún siguen en pie en la actualidad como la Torre de Hércules o los restos del faro de Dover. 

Una de las grandes innovaciones en los faros fue introducida por Augustin-Jean Fresnel en 1822 que inventó una lente que permitía concentrar la luz y que hacía que esta llegara mucho más lejos que en los anteriores faros, se empezaron a popularizar en 1860.









0 comentarios:

Publicar un comentario