viernes, 26 de diciembre de 2014

Categoría: ,

Electrocardiógrafo

Share
El holandés Willem Einthoven en 1903 desarrolló el primer galvanómetro de hilo. Constaba de un hilo o alambre conductor que a pasaba a través de un campo magnético. Por tanto una corriente que fluyera a través de él le obligaba a desviarse perpendicularmente a las líneas de fuerza magnética. Esto permitió reflejar las variaciones de potencial eléctrico del corazón consiguiendo así el primer electrocardiograma. Este primer aparato requería de 5 personas para poder utilizarse y pesaba 270 kg.





0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada